miércoles, 26 de marzo de 2014

ELECTRICIDAD ESPACIAL SIN HILOS


 
Los proyectos para aprovechar esta fuente limpia e inagotable van muy lejos. Hasta más allá de la Tierra.
Porque como ha desvelado recientemente en una nota de prensa, la marina norteamericana está desarrollando el concepto de una gigantesca instalación –tan grande como nueve campos de fútbol– que orbitaría en el espacio.
Los ingenieros del Laboratorio de Investigación Naval (NRL, por sus siglas en inglés) ya han diseñado un módulo con tres partes diferenciadas: un panel fotovoltaico, un dispositivo electrónico que convierte la energía en radiofrecuencia y una antena que la dirige a los receptores de la Tierra.

 El prototipo incluso ya ha sido probado en condiciones similares a las que reinan fuera de nuestra atmósfera. El plan prevé ensamblar con robots tanto los módulos como el anillo de reflectores que concentraría los rayos solares en ellos.
En principio, el objetivo es abastecer de energía cualquier lugar del planeta, por remoto que sea, donde tenga lugar una operación militar o de ayuda humanitaria.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada